Por qué mi perro se come las plantas: las causas más comunes + consejos para evitarlo

Posted By: Adrían Medina In: Nuestros consejos Comment: 0 Hit: 8016

Has dedicado muchísimo esfuerzo a cuidar de tus plantas.

Las has cuidado con mucho cariño y mucho mimo para conseguir que crezcan sanas y preciosas…

Todo para descubrir un día que a tu perro le ha entrado hambre y se las ha comido.

¿Qué haces?

No te vas a enfadar con él, claro. Con la carita de cachorro inocente que te pone, imposible… pero algo tienes que hacer para solucionarlo y evitar que vuelva a ocurrir.

Pues no te preocupes, porque aquí te vamos a echar una mano.

En este post te explicamos.

  • Por qué tu perro se come las plantas.
  • Cuándo es peligroso y qué precauciones debes tomar.
  • Cómo evitarlo.

¡Vamos allá!

¿Por qué mi perro se come las plantas?

Para evitar que el perro se coma las plantas, primero debemos entender por qué lo hace.

Estos son los motivos más habituales.

IMPORTANTE: los consejos que vamos a darte aquí son orientativos, pero en ningún caso sustituyen la valoración de un veterinario profesional.

1. Porque le duele el estómago

Este es el motivo más conocido.

En general se cree que, cuando un perro come hierba, es porque le duele el estómago y quiere purgarse.

La idea viene de que los lobos usan este sistema para expulsar parásitos de su organismo, y parece ser que los perros han heredado este mismo instinto.

A veces algunos perros comen hierba para provocarse el vómito, pero no es lo más común.

2. Para complementar su dieta

Comer plantas podría ser una manera que tiene tu perro de decirte que hay carencias en su dieta.

Por ejemplo, una dieta baja en fibra puede hacer que tu perro busque este nutriente por otras vías (es decir, a través de ingerir hierba de tu jardín).

Si piensas que este puede ser el caso, consulta con tu veterinario el tipo de pienso o alimentos que le estás dando para comprobar que no tenga ninguna carencia.

3. Por ansiedad

Muchas veces pensamos que los perros son traviesos y que rompen las cosas porque les apetece, cuando lo que en realidad les ocurre es que están estresados o ansiosos.

Quizá:

  • No hacen suficiente ejercicio.
  • Se pasan mucho tiempo solos y sufren ansiedad por separación.
  • Ha habido un cambio brusco (una mudanza, un nuevo miembro en la familia) al que les está costando adaptarse.

En estos casos es normal que el perro, para liberar el estrés, acabe destrozando cosas… y si tiene acceso al jardín, es muy probable que ese “algo” sean tus plantas.

4. Porque les gustan

A veces el motivo es tan simple como este.

Si para nosotros las flores tienen un aroma muy agradable, imagínate para la nariz de un perro.

A nuestros amigos peludos les llaman la atención y, en algunos casos, acaban probándolas para ver como saben y se terminan aficionando.

¿Es peligroso? Precauciones que debes tener en cuenta

A veces el hecho de que tu perro se coma tus plantas no deja de ser un simple inconveniente.

Un par de hojas de césped rotas aquí y allá, una maceta con mordiscos de vez en cuando… 

Pero ¿hay algún riesgo en esta conducta?

Pues la realidad es que sí. En concreto, hay dos aspectos importantes:

1. Vigila qué tipo de plantas se come

Por lo general, que el perro se coma el césped no es peligroso.

Las hojas del césped no contienen ninguna sustancia nociva para el animal, y lo único que harán será pasar por su organismo y aportarle cierta fibra.

El problema viene con otro tipo de plantas.

Y es que hay ciertas especies que sí son peligrosas para nuestras mascotas, e incluso pueden resultar tóxicas si se ingieren en grandes cantidades (como la adelfa, el aloe vera, algunas variedades de narcisos…).

En este post tienes una lista completa.

2. Ojo cuando apliques fitosanitarios

Pero el único riesgo para nuestros peludos no son las sustancias que generan las propias plantas.

Algunos de los químicos que usamos en nuestras plantas (herbicidas, insecticidas, fungicidas, etc.) pueden ser nocivos para los perros si los ingieren.

Si has aplicado algún fitosanitario sobre tus plantas, mantén tu perro alejado de ellas unos días hasta asegurarte de que ha desaparecido por completo.

Ya sabes por qué tu perro se come las plantas, pero ¿qué puedes hacer para evitarlo?

Por último, veamos algunas soluciones para prevenir que tu perro siga mordiendo las plantas de tu jardín.

1. Busca el origen del problema

Por supuesto, lo primero es tratar de entender por qué tu perro tiene ese comportamiento y tratar de solucionarlo de raíz.

Así:

  • Si es un problema en su dieta, tendrás que consultarlo con tu veterinario para ofrecerle una alimentación más completa.
  • En caso de que sea falta de ejercicio, planifícate para sacarlo más tiempo a la calle, o para jugar con él en el jardín de forma activa.
  • Si sufre estrés por ansiedad, llévalo a un etólogo canino.

Pero ¿y si resulta que no hay ningún problema, y que tu perro simplemente se come las plantas porque les gusta su sabor?

En ese caso hay otras medidas que puedes tomar.

2. Rocía un spray antimordeduras sobre tus plantas

En las tiendas de animales venden sprays orgánicos para evitar que los animales se coman las plantas.

Estos sprays desprenden un olor fuerte que les resulta desagradable, por lo que evita que se coman las plantas. Además, en el caso de que las ingieran por error, estos sprays suelen ser seguros (y tampoco dañarán la propia planta).

3. Instala barreras protectoras

También puedes poner mallas metálicas o vallas de madera en tornos a las macetas a las que tu perro sea más aficionado.

Esto no solo evitará que acceda a ellas, sino que pueden convertirse en un elemento decorativo muy interesante.

¿Y si diseñas un jardín a prueba de perros glotones?

Si quieres asegurarte para siempre de que:

  • Tu perro no se va a comer las plantas.
  • Incluso si lo hace, no habrá ninguna que pueda hacerle daño.

En ese caso, lo mejor es empezar desde el principio diseñando un jardín “pet-friendly” o amigable con las mascotas.

Con esto podemos ayudarte nosotros.

En Viveros González contamos con un servicio de diseño y ejecución de jardines, lo que significa que podemos ayudarte a crear el ambiente perfecto para ti y para tu mascota.

Si quieres que te ayudemos, solo tienes que entrar aquí y ponerte en contacto con nosotros.

Comments

Leave your comment